Houston Dash-Portland Thorns: Houston, abre una nueva página en los libros de historia

Victoria de Houston Dash por 1-0 sobre Portland Thorns que les sirve a las de Texas para entrar en la primera final de su historia, un gol de Daly y un dominio impecable dan un resultado histórico. 

Houston Dash-1Portland Thorns-0
68′ Rachel Daly

Con la victoria por 1-0 ante Portland Thorns a merced de un tanto de Rachel Daly, Houston ha demostrado ser de esos que se hacen más fuertes en la guerra y no sólo se hacen más fuertes sino que hacen historia una vez tras otra. Un duelo que tras su conclusión por 1-0 ante uno de los gigantes de la NWSL les avala como el primer finalista de esta Challenge Cup

Las ‘orange’ llegaban a estas semifinales para disputarlas por primera vez en su historia bajo lo mandos de la National Women’s Soccer League, no contentas con esto, las pupilas de Clarkson obtienen su primera clasificación para una final con rival todavía por confirmarse. Un duelo que estuvo marcado principalmente por el dominio de Houston Dash. 

Partido que deja mucho que desear a nivel de juego, Houston ha salido ganador y obtiene el billete para la que será la primera final de su historia a merced de una victoria por la mínima ante el que es curiosamente el primer campeón de la NWSL. Caprichos del destino. Su abanderada no fue otra que una Rachel Daly que se ha vestido de capa y espada y ha llevado a las suyas a la última batalla, aunque sin mucho a subrayar sobre la pizarra de Herriman. 

La primera parte sembraba el miedo en la cabeza de los más fanáticos y emulaba los duelos sin goles y sin emoción alguna de los cuartos de final. Aunque sí que pudimos ver detalles como la versión ofensiva de Houston Dash, que a mi parecer fue uno de los principales detonantes de la tarde, llegando con hasta siete artilleras y amenazando al área rival, las de James Clarkson son uno de los principales detonantes de la tarde en la inauguración de Rio Tinto. ¿Ocasiones? muy poquitas pero la mayoría  con un peligro colosal, así como un remate de Sinclair o un robo de balón de Houston en campo rival que se transforma en una gran amenaza.

El segundo tiempo volvió a estar marcado por el dominio de las Dash, que se hicieron fuertes con el balón en los pies y que ahogaron a su rival ya sea con  o sin la posesión. Aunque no fue hasta pasada la primera hora de juego cuando llegaría el primer gol de esta Challenge Cup tras más de 350 minutos. 

La pizarra de Portland Thorns ante Houston Dash: 

Derrota para la historia en un Portland que tuvo que contar con numerosos y bastante escandalosos errores en zona defensiva. Desde la salida de balón hasta la defensa en bloque, Portland careció de organización defensiva. Guardando el carril diestro encontrábamos a una Meghan Klingenberg que estuvo acertada en ataque pero extrañamente no lo estuvo en defensa. Mucho más decadente fue el nivel de una Westphal que para mucho menos se está mostrando al nivel de su antecesora, Ellie Carpenter, la salida de la australiana ha dejado un vacío en el carril de Thorns que ya vimos las primeras jornadas y que parece que Mark Parsons no tiene intención de arreglar. Un equipo que llegaba de tumbar al gran campeón, North Carolina Courage, pero que ha caído siendo inferior ante la nueva ‘naranja mecánica’. 

Uno de los movimientos que más sorprenden en el bando de las ‘whithe’ es el realizado entre Sinclair y Celeste Bourille, si analizamos con delicadeza el momento en el que Portland tiene la posesión del balón en su propio campo, es Sinclair quien ocupa una posición algo más retrasada, en cambio Bourille se queda descolgada por si un balón a la espalda se le presenta como la oportunidad ideal para anotar un tanto en su cuenta particular. Quizás acabemos de presenciar el último partido de Sinclair, su retirada está más cerca que nunca, pero está claro que la jugadora canadiense tiene una manera de entender el ‘soccer’ como pocos, al más puro estilo Guardiola, la estrella de Portland cada vez está retrasando su posición. 

La pizarra de Houston Dash ante Portland:

Me sorprende y mucho el cambio de Houston Dash en comparación con la temporada anterior, de ser el pequeño de la NWSL, ha convertirse en una escuadra temida por muchos y deseada por pocos, la cual ha tumbado por 1-0 a uno de los gigantes del campeonato. Llegaba a las primeras semifinales de su historia y sin comerlo  ni beberlo puede levantar en menos de una semana el primer gran título de su longevidad. El crecimiento de Houston pasa sin lugar a dudas de cero a cien.  

En este partido la producción ofensiva de Houston ha pasado especialmente por la botas de Nichelle Prince, la atacante de Texas firmaba su tercer partido en esta Challenge Cup y el mejor de los tres con una sideral diferencia. Ubicada en la punta de ataque y formando una alianza perfecta junto a la estrella y capitana, Rachel Daly, hemos podido ver algo difícil de presenciar en el fútbol, los roles muy marcados. Con esto me refiero a la organización entre dos estrellas que rara y positivamente, no se pisan el terreno. También fueron Groom y Visalli las que se entendieron a la perfección con la delantera ‘orange’. Con que pasen por las botas de Prince, dos pases son suficientes para llegar al área rival. 

El primer tiempo estuvo algo más marcado por el dominio de Houston, pero aún así el equipo experimentó unas posiciones poco verticales de cara a portería. Con el equipo bien plantado, tan sólo Rachel Daly, Shea Groom y Nichelle Prince parecieron tener intención de tumbar el muro de un Portland. 

Un gol en casi 400 minutos:

Podrás jugar mejor o peor, apellidarte Daly o Sinclair pero aquí el poder lo tiene el que entra el balón entre los tres palos. Un hecho que ha costado de ver en lo que llevamos de fase final, tan sólo ha ocurrido en dos ocasiones… la de Weaver en cuartos de final y la de Rachel Daly en semifinales para dejar fuera al equipo que había anotado el anterior tanto. Segunda casualidad del destino. Un gol que vale oro, y que vale la primera final de la historia para Houston Dash.

¿Otra vez sin Horan?

Volvía a ser Lindsey Horan quien se quedaba en el banquillo de Mark Parsons. En el fútbol como en la vida  no es lo más habitual ni tampoco lo más idóneo arriesgarte una semifinales a partido único sin tu jugadora estrella, tu ‘talismana’, la persona que da sentido al juego, sobre el verde. Entiendo y defiendo que las jugadoras no pueden jugar cada tres días bajo altas temperaturas y que es necesario dar un descanso a todas ellas, pero la realidad es totalmente distinta, no es la primera vez en esta Challenge Cup que Horan se queda en el banquillo, ya lo hizo dos duelos antes, en el que cerraba la fase previa. Algo no me cuadra con Lindsey Horan, nadie se va a la guerra sin su pistola más potente. A no ser que seas entrenador de Portland Thorns y te apellides Parsons, no le salió muy bien la jugada al técnico de Portland. 

Duelo de ‘rookies’:

Lejos del cara a cara hemos presenciado un duelo entre dos de las grandes protagonistas del fútbol femenino; Christine Sinclair y en el otro banda la autora del gol, Rachel Daly, este asalto se ha decantado claramente para las de Houston, la cual ha dado la victoria a las suyas con un brutal cabezazo. 

Por su parte Sinclair, fue de lo poco salvable en el bando de Portland, dejándonos así numerosos y exquisitos detalles tácticos. Aunque el de hoy podría ser su último partido como profesional, si se cumplen los rumores que indican que la recién y atípica temporada es la última de la estrella canadiense, Sinclair

En busca del guante de oro: 

Muchas veces se valora a l@s guardametas por sus números y no tanto por su rendimiento, si tenemos en cuenta esta última calidad y nos mantenemos al margen de pensar en estadísticas, encontramos a Jane Campbell y Britt Eckstrom como dos de las claves bajo palos en esta Challenge Cup. La cancerbera de Portland llegaba al campeonato sin aparentar muchas opciones al puesto de titular, pero la lesión de su compañera, Bella Bixby, le ha brindado la ocasión de brillar y confirmarse como una de las revelaciones del verano, lo más seguro que su equipo no habría llegado hasta este punto sin sus meritorias intervenciones en la ronda anterior. En el día de hoy Eckstrom tuvo faena, aunque no tanta como la vez anterior, pues se enfrentaba a un equipo aparentemente inferior pero que se ha convertido en el primer finalista de esta Challenge Cup.

Algo menos de protagonismo tuvo la portera de Texas, Jane Campbell, que venía de firmar una gran tanda de penaltis en cuartos de final. Encuentro que difícilmente olvidará una de las mayores artífices del hito logrado por el equipo que ha defendido prácticamente toda su carrera y al que ha visto nacer y ve ahora entrar en su primera final de la historia, así como en las primeras semifinales días antes. 

Nos gustará más o menos el juego de Houston pero no nos queda otra que quitarnos el sombrero, aplaudir y reconocer lo innegable; saben a lo que juegan, porque juegan y quieran levantar el título de campeonas para cerrar este maravilloso ciclo. 

Alineaciones iniciales:

Houston Dash: Jane Campbell, Haley Hanson, Ally Prisock, Katie Naughton, Allysha Chapman, Kristie Mewis, Shea Groom, Sophie Schmidt, Nichelle Prince, Rachel Daly, Bri Visalli. 


Portland Thorns: Britt Eckstrom, Christen Westphal, Emily Menges, Kelli Hubly, Meghan Klingenberg, Celeste Boureille, Angela Salem, Rocky Rodriguez, Simone Charley, Christine Sinclair, Morgan Weaver.

OL Reign-Chicago Red Stars: Sin goles, pero con semis

Chicago Red Stars es ya equipo de semifinales tras tumbar en los penaltis a OL Reign, en un partido que terminaba por cero a cero en el tiempo reglamentario, pero con emoción desde los once metros.


OL Reign de Seattle 0 (3)Chicago Red Stars 0 (4)
Partido definido en penales.

Victoria de Chicago Red Stars sobre OL Reign desde los once metros en el que es ya el sexto empate a cero de la Challenge Cup. (Reign 0-0 Chicago), con dos equipos prácticamente fuera de órbita en el inicio del duelo y que fueron cogiendo ritmo con el paso de los minutos, para terminar siendo, Chicago quien obtiene su billete a semifinales y se une así a; Portland, Houston y Sky Blue. Tercer duelo de la fase final que se decide desde los once metros y que demuestra así el miedo de los equipos y la falta de confianza. Tan sólo Portland, último clasificado de la fase previa, ha sido capaz de anotar un gol en los más de 300 minutos de cuartos de final. 

El primer tiempo deja mucho que desear y nos deja muy fríos, las expectativas no fueron suficientes para ver ni siquiera ocasiones de gol con continuidad. Se esperaba un gran partido por los cambios de ambos preparadores en el once y las caras nuevas, pero más de lo mismo, toque y más toque con miedo y sin agallas para desmoronar la zaga contraria. 

El segundo tiempo tuvo a Reign como dominador, y sí que tuvo más claridad y más movimiento que el primero, tampoco mucha, antes de llegar a la primera hora de juego, cada portera había tenido que repeler una ocasión a bocajarro a demás de un potente disparo de Dibernardo al que le faltó ‘nada y menos’ para colarse en las mallas que defiende Casey Murphy. En el minuto sesenta y seis Kealia Watt gozaría de la oportunidad del partido, tras sortear a varios rivales se plantaría ante la portería contrario sin prácticamente oposición. Una mano de Naeher se encargó de salvar a las de Chicago a falta de veinte minutos para el final. La misma Naeher fue clave en los últimos diez minutos de partido. 

Revive la tanda de penaltis uno x uno:

Reign de SeattleChicago Red Stars
Shirley Cruz. NO Gol. 0-0Julie Ertz. Gol. 0-1
Momiki. Gol. 1-1Dibernardo. Gol. 1-2
Darian Jenkins. Gol. 2-2Kealia Watt. Gol. 2-3
Bethany Balcer. Gol. 3-3Rachel Hill. NO Gol.3-4
OL Reign 3Chicago Red Stars 4
Tanda de penaltis.

La pizarra de Chicago Red Stars:

Con el paso de los minutos, Chicago vio cada vez más difícil eso de clasificarse por la vía rápida, por lo que optó por emplear un juego mucho más clásico, más directo y efectivo y con una cuota muy rebajada de frivolidades. El equipo empezó tratando de marcar los ritmos del partido, algo extraño en sí. Con el paso de los segundos fue volviendo a su estado habitual, el defensivo y el de esperar a su rival, sin prisa para robar el balón. Pero con prisa cuando lo roban para armar el contraataque y desmontar la defensa contraria en una serie de combinaciones que le hacen plantarse en la portería rival de inmediato. 

Fueron Casey Short y Rachel Hill las encargadas de capitalizar la banda izquierda del conjunto ‘blue’, una de las pocas zonas del campo en la que es imposible dañar al equipo de Rory Dames. También la banda derecha se presentó como tarea difícil para el conjunto de Seattle que tuvo que enfocar sus ocasiones en el carril central. En el día de hoy tuvimos la oportunidad de ver a Julie Ertz funcionar en el eje del esquema y yo insisto, me gusta más de mediocentro que de central. ‘Unpopular opinion’

Si me tengo que quedar con una jugadora del bando de Dames, esta es sin duda Alyssa Naeher, una de las pocas porteras de esta Challenge Cup que ha completado todos los partidos  y que sigue mostrando el mismo nivel de frescura que el primer día, toda carencia que muestran las jugadoras de campo, la arreglan las guardametas en esta Challenge Cup.

La pizarra de OL Reign:

Parece que a  OL Reign no le basta con ganar si no que tiene que poner en práctica también un juego de posesión y desde luego de posesión lo ha puesto en práctica. Pero lo que han realizado las ‘whithe’ es simplemente posesión sin más objetivo. Pases en horizontal funcionan de bien poco, ese miedo para tirar un desmarque esa falta de confianza hace que todo sea artificial, sin movimientos naturales. Muchas veces sobretodo desde Estados Unidos, se cree que el juego del ‘tiqui taca’ lo domina aquel que más posesión tiene, pero es totalmente distinto, lo domina aquel que más hace disfrutar al aficionado, pero siempre con el balón en su dominio.

Dentro del conjunto de Seattle me gustaría destacar el trabajo de Darien Jenkins y las numerosas rotaciones en el once que no han tenido el efecto que se esperaba, tampoco la presencia de Fishlock. La baja de Allie Long también ha tenido mucho que ver en la derrota de las de la Cascadia. 

Punto y final a la primera etapa del proyecto OL:

Una vez desde los once metros, OL Reign volvía a ser castigado sin entrar entre los cuatro mejores equipos del campeonato, a pesar de buscar dominar en el juego, las de Bensetti cayeron ante un rival ‘inferior’ en la fase previa pero no tan inferior a nivel histórico y de plantilla. Hasta aquí llega la primera etapa del proyecto del grupo OL en Estados Unidos, una inversión económica sigue sin ser suficiente para que un equipo sin su estrellas sobre el verde, Megan Rapinoe. Otro de los nombres clave de este fracaso es el de, Farid Bensetti, el técnico galo ha tenido ha jugadoras como Balcer o Momiki en el banquillo ideales para hacer goles y ganar dinamismo, pero se han quedado en eso, el banquillo. 

Así quedan los cuartos de final de la Challenge Cup:

Con la sorpresa servida, Washington Spirit y North Carolina Courage, las dos potencias de la NWSL fuera de combate, todos son favoritos para levantar el título, no hay barreras para acreditarse como ‘The Challenge Cup winners’, un sueño que se disputarán entre; Portland Thorns y Houston Dash el próximo 22 de Julio, por su parte  Sky Blue de Nueva Jersey y Chicago Red Stars protagonizarán la segunda semifinal del campeonato el 23 de Julio a las cuatro de la madrugada hora española. Tardaremos en darnos cuenta lo que hemos vivido estos últimos días, el campeón y club con una media de más de 85% de victorias en su historia, North Carolina, ha sido derrotado a manos de un Portland Thorns que llegaba sin ganar un sólo partido. 

Portland Thorns-Houston DashMiércoles 22 a las 18:30
Sky Blue de Nueva Jersey- Chicago Red StarsJueves 23 a las 4:00 A.M
Duelos de semifinales. Horario de España

Esto no es lo único en una Challenge Cup en la que tras caer los gigantes de la competición, las semifinales se trasladarán hasta el centro histórico de Utah, en Río Tinto, para decidir así el campeón en un estadio más emblemático y con más historia que el Zions Bank, por lo que toca despedirnos de este último y dar el último adiós a la que ha sido la casa de los fanáticos a la NWSL en estos tan complicados momentos. 

360 minutos, un gol:

Y seguirá este calvario goleador en la Challenge Cup, no nos cansaremos de repetirlo, porque no se cansaran de realizarlo, ¿porque tan descafeinado campeonato?, ¿porque tanta merma de materia ofensiva en ambos bandos? Aunque el impacto fuerte no llega hasta que recordamos que en los cuatro partidos de cuartos de final (360’) tres de los cuatro duelos han terminado por 0-0 y resolviendose en penaltis. Tan sólo el de Portland frente a North Carolina tuvo un sólo gol en el tiempo reglamentario. Curioso ver al campeón en esta situación. El resto de partidos han carecido de oportunidades y por ende de goles; Reign-Chicago, Houston-Utah, Sky Blue-Washington. Sabíamos de primera mano que se iban a notar los ocho meses sin competición, pero a mi parecer, esto es demasiado exagerado. Esperemos que cambie el guión en los tres partidos que restan. 

Hasta siete cambios en el once de Reign: 

En comparación con el once que presentaba Farid Bensetti en el duelo anterior, que cerraba así la fase previa, hallamos una gran diferencia en los nombres de las protagonistas, desde cambios en la portería hasta la sala de máquinas, estaba claro que algo no funcionaba como era debido en Seattle y el francés Bensetti ha optado por tratar de revertir la situación de la manera más común, con cambios en el onces y nuevas caras: 

El primer cambio lo encontramos en la portería, turno para que se estrene Casey Murphy en el bando white. La salida de Celia Jiménez acredita la entrada de una reciclada, Lauren Barnes en el lateral derecho. Los nombres de producción ofensiva como; Rebecca Quinn, Dani Weatherholt, Allie Long, Bethany Balcer se quedan en el banquillo para que sean; Fishlock, McNabb, Huerta y Jenkins quienes toman el relevo, las dos primeras saltaban al terreno de juego para disputar su primer partido partiendo desde el once inicial. 

Desgraciadamente los cambios no dieron sus frutos y nos tocó volver a ver un equipo lento, arítmico y sin apenas creación de juego. Diferentes jugadoras, mismo problema, un problema que también mantienen equipos como Sky Blue y Utah Royals y que tienen una principal explicación y es la de acumular hasta ocho meses alejadas de los terrenos de juego. 

Momiki y Bethany Balcer camino de volverlo hacer:

Han sido tantos los partidos de esta Challenge Cup que se han visto estancados sin apenas ocasiones para ambos equipos y que se han convertido en un hueso duro de roer para el aficionado, que ya lo vemos como algo cotidiano. Tan sólo dos nombres cuentan con la capacidad de dar un giro de 180º grados a dicha situación, Bethany Balcer y Momiki, quienes ya lo hicieran en el OL Reign-Utah Royals de la fase previa. En esta ocasión sirvieron para cambiar la cara al partido, ambas entraron de refresco y ambas dieron un plus de esperanza para poder ver un gol, aunque seguimos sin ver un tanto despúes de 180 minutos.

Horas bajas para el ataque de Chicago:

 Tal y como hacíamos referencia anteriormente, la falta de gol le está cambiando la cara a una Challenge Cup que creíamos, iba a ser vibrante. Pero si una conclusión sacamos de la Challenge Cup realizada por Chicago, es que su falta de gol esta derivada a una carencia y necesidad de material ofensivo espectacular. 

Sigue en pie el debate de la ‘nueve’ en Chicago, un equipo que a mi parecer es junto a North Carolina Courage el que mejor centro del campo tiene. Pero de nada sirve ser el mejor creando juego si tus jugadoras de ataque apenas cuentan con capacidad para finalizar las jugadas. 

Alineaciones iniciales:

OL Reign: Casey Murphy, Lauren Barnes, Amber Brooks, Alana Cook, Steph Cox, Jessica Fishlock, Shirley Cruz, Kristien McNabb, Darian Jenkins, Jodie Taylor, Sofia Huerta. 


Chicago Red Stars: Alyssa Naeher, Casey Short, Sarah Gorden, Julie Ertz, Bianca St. Georges, Danielle Colaprico, Savannah McCaskill, Vanessa Dibernardo, Rachel Hill, Katie Johnson, Kealia Watt.

Washington Spirit-Sky Blue: El pequeño tumba al gigante con exhibición en las porterías

Victoria de Sky Blue en penaltis por 4-3 tras el 0-0 reglamentario sobre un Washington Spirit que aunque fue superior se estanca en los cuartos de final de esta Challenge, siendo Sky Blue quien avanza a la siguiente ronda.

Sky Blue 0 (4)Washington Spirit 0 (3)
Resultado final

Llegamos al tercer duelo de cuartos de final partido entre dos de las potencias del campeonato; con victoria para Sky Blue desde los once metros. Un enfrentamiento que nos volvía a mostrar la cara más débil de Sky Blue y en el que Washington seguía demostrando ser claro dominador a pesar de la eliminación. Aunque el resultado marcaba todo lo contrario, 4-3 para Sky Blue en la tanda de penaltis. Dentro de lo táctico, tampoco encontramos un partido con grandes frivolidades más allá de una línea de ataque imparable en el bando de las Spirit formada por; Ashley Hatch, Ashley Sánchez y Yokoyama. Han sido estas tres las principales culpables del; de la falta de gol y a su misma vez de las numerosas ocasiones generadas. Si una palabra define el partido con exactitud es; Quien perdona, lo terminas pagando y así ha sido, las de Washington se estancan en los cuartos de final y Sky Blue seguirá en busca de la conquista de la Challenge Cup. 

Con un primer tiempo en el que las fuerzas se igualaron y costaba encontrar un claro dominador, la balanza parecía decantarse para un Spirit que estuvo muy cerca de inaugurar la renta tras un error de la portera rival, Bledose. En el cuadro neoyorquino costó algo más ver ocasiones, el equipo necesitó de la frescura de jugadoras como, Flores y tan sólo las Onumonu, Zerboni y Cudjoe lograron mostrar algo de dinamismo en un Sky Blue que no se achicó pese a enfrentarse al segundo clasificado. Disparos lejanos y incalculables balones de Yokoyama, Ashley Hatch y Ashley Sánchez terminaron haciendo del conjunto capitalino el principal dominador del primer tiempo. Al filo del descanso era un disparo de Ashley Hatch repelido por Sheridan, la ocasión que se coronaba como más clara de la tarde.

Tras un primer tiempo en el que las Spirit  terminaron marcando los compases del juego, muy similar fue la situación en los segundos cuarenta y cinco minutos de partido’, donde las ocasiones llegaron principalmente en el bando de la capital y de la mano de las mujeres de ataque, aunque llegaron ocasiones, no llegaron goles, lo que llevó al partido a decidirse desde los once metros. Aunque no dejó de luchar, Sky Blue, no pudo igualar fuerzas ante un rival de categoría. En los últimos veinte minutos la tensión y las oportunidades aumentaron en gran escala para ambos bandos, Sky Blue contó con una ocasión de lo más meritoria en el último minuto de encuentro. 

Revive la tanda de penaltis uno x uno:

Woldmoe. Gol. 1-0.Lavelle. Gol. 1-1.
Kawasumi. Gol. 2-1.Ashley Hatch. Gol. 2-2.
Richardson. NO gol.  Sam Stabb. NO gol. 
Zerboni. Gol. 3-2. Elizabeth Eddy. Gol. 3-3
Eddy.  Gol. 4-3Bayley. NO gol. 4-3.

La pizarra de Sky Blue:

Volvía la Challenge Cup y lo hacía con el principal detonante de esta misma, la falta de gol y de oportunidades, en un partido en el que ha reinado el buen fútbol en todo momento, ninguno de los dos equipos se ha visto con agallas suficientes como para tratar de romper la defensa rival, hasta que Sky Blue ha superado a Washington desde los once metros. El partido empleado por el conjunto neoyorquino deja mucho que desear, un equipo de lo más irregular ya no sólo a lo largo del torneo, sino que también a lo largo de los partidos, aunque eso sí, aún siendo inferiores son ya equipo de semifinales.. Tres nombres han evitado una goleada a las del Red Bull Arena, estos son; Onumonu, Kailen Sheridan y como no, Jennifer Cudjoe, de no ser por ellas el resultado se trataría de lo más abultado. En el segundo tiempo se dejaron entre ver más ocasiones en la escuadra neoyorquina, sobretodo por parte de Onumonu. 

Lejos de su nivel habitual, las de Freya Coombe tienen mucho que agradecerle a su guardameta, Kailen Sheridan, quien les ha dado la victoria en los penaltis y les ha mantenido con vida durante el partido, gran partido tanto para una guardameta, Bledsoe y la otra Sheridan. 

Muy pocas veces se reconoce el trabajo de l@s guardametas. Pero el partido de Sky Blue no se entiende sin un nombre propio, Kailen Sheridan, la portera norteamericana ha sido clave en el empate de los noventa minutos. Una primera parte fundamental para mantener a las suyas con vida, ha derivado un segundo tiempo en el que han vuelto a reinar los numerosos errores defensivos en la zaga ‘blue’ para que Sheridan se mostrará imperial ante sus rivales. 

Washington Spirit y la falta de gol:

Como de costumbre Washington quiso marcar los compases del partido, aunque no le sirvió para abrir el marcador y tampoco para llevarse la victoria. De dicho dominio tienen gran culpa las jugadoras de ataque; Ashley Hatch y Sánchez más específicamente. Aunque el equipo contó con una inmensidad de oportunidades de gol, no contó con esta virtud para materializarlas. La defensa capitalina apenas tuvo faena en los cuartos de final de la Challenge Cup.

La falta de gol ha condicionado en gran medida al conjunto de Richie Burke, aún contando con delanteras de primerísimo nivel. Han sido tantas ocasiones de las que ha gozado el equipo de Maryland y tantas otras que no han dado sus frutos, lo que tiene una simple explicación. Si no estas no marcas por mucha posesión con la que cuentes, eso está claro. Y ya luego llega la sorpresa cuando el segundo clasificado cae ante el penúltimo desde los once metro. Tras la sorpresa vivida en el Portland-Carolina, el guión se ha repetido, en esta ocasión desde los once metros.

Cambio de rol para Rose Lavelle:

Acostumbrada al protagonismo absoluto, Rose Lavelle se caía por segunda vez consecutiva del once de Richie Burke, con un gol anotado en lo que cuenta de Challenge Cup y no más de 25 años, Lavelle estaba logrando ser uno de los nombres propios del campeonato, pero su rol en Washington parece haber cambiado por completo. Jugadoras como Natalie Jacobs o Bailey Feist han pasado por encima de una Rose Lavelle que tras un inicio para el recuerdo ha parecido deshincharse. Una Rose Lavelle que entró al terreno de juego una vez cumplida la primera hora de partido, ocupaba su sitio en el banquillo, Natalie Jacobs. 

La puesta a punto tras la lesión de Andi Sullivan:

Si anteriormente hacíamos especial mención a la ausencia de Lavelle, no nos podíamos ir sin hacerla a la de Andi Sullivan, aunque en esta ocasión se trata de una baja por lesión, es también una de las culpables de que las Spirit hayan obtenido el segundo puesto en la Championship, aunque se hayan quedado a las puertas de entrar entre los cuatro mejores. Curiosamente el equipo ha sabido responder sin ningún problema aparente a la ausencia de su ‘motor’ futbolístico tan capacitada para cortar el juego rival como para crear ocasiones. En el duelo ante Sky Blue, Bailey Feist fue la encargada de hacer ese papel de centrocampista, organizadora, creativa, un poco el salvavidas del conjunto rojiblanco. 

Jennifer Cudjoe y el eterno protagonismo: 

Sky Blue ha sido a mi parecer la escuadra que mejor se ha reforzado, gran cantidad de fichajes y gran cantidad de efectividad, si me tengo que quedar con uno de los muchos tantos que han llevado a término las capitalinas este es sin duda el de Jennifer Cudjoe, quien de la mano de Ifeoma Onumonu están firmando una Challenge Cup de ensueño. 

Por regla general y una regla que se ha mantenido en esta vuelta al ‘soccer’, las neoyorquinas son uno de los equipos más irregulares en cuanto a juego, no obstante, encontramos dos jugadoras que se mantienen inmunes a esos constantes e inexplicables altibajos, estas son, Jennifer Cudjoe y Ifema Onumonu. En el caso de Onumonu se trata una jugadora algo más experimentada. Pero si analizamos algo más la situación de Jennifer Cudjoe, es de lo más meritoria y a su misma vez de lo más sorprendente, porque la ghanesa apenas lleva un mes en su nuevo club y porque cuando finalice esta Challenge Cup deberá volver a el fútbol africano.  Dudo mucho de la ocurrencia de su regreso, pues Cudjoe se ha mostrado ante los ojos de los más golosos como una auténtica oportunidad de mercado. No le perderemos la pista a esta espectacular centrocampista. 

Alineaciones iniciales: 

Washington Spirit: Bledsoe, McGrady, Nielsen, Stabb, Huster, Feist, Natalie Jacobs, Bailey, Yokoyama, Ashley Hatch, Ashley Sanchez.


Sky Blue: Kailen Sheridan,Midge Purce, Estelle Johnson, Gina Lewandoski, Imani Dorsey, Jennifer Cudjoe, Sarah Woldmoe, McCall Zerboni, Paige Monaghan, Ifeoma Onumonu, Nahomi Kawasumi.

North Carolina Courage – Sky Blue: El gigante avanza intacto

Finaliza la fase previa de la Challenge Cup y lo hace con un North Carolina 2-0 Sky Blue, resultado engañoso y que deja definidos así los enfrentamientos de cuartos de final. 
North Carolina Courage 2-0 Sky Blue
Samantha Mewis 7′ / Crystan Dunn 57′
Final Score

Duelo algo ‘descafeinado’ en el marcador, pero no tan descafeinado para los fanáticos de la pizarra, pues la victoria de North Carolina sobre Sky Blue por 2-0, nos depara muchos detalles técnicos de mucha calidad, así como la participación de alguna que otra cara nueva en las Courage. A pesar de la derrota, el nivel mostrado por Sky Blue, no deja mucho a desear, aunque el equipo se ha llevado una de las peores partes y se deberá enfrentar ante el segundo clasificado, Washington Spirit en cuartos de final, por haber terminado la ‘liguilla’ en penúltima posición. El resto de duelos que abrirán la fase eliminatoria son; North Carolina-Portland, OL Reign-Chicago Red Stars, Houston Dash- Utah Royals. 

Resumen del partido. North Carolina 2-0 Sky Blue. 14 de Junio. Challenge Cup.

Enfrentamiento con un guión bastante claro, aunque con un Sky Blue que por momentos decidió ser dominador y sometió a su rival a unas largas posesiones y ola de ocasiones sobre la portería de Kateryn Rowland. Algo que no es de extrañar, debido a que ‘ the bears’ llegaban a esta última jornada con los deberes hechos, unas ‘bears’ que inauguraron el marcador  en el minuto siete de partido a merced de un remate de Samantha Mewis tras la salida de un córner botado por Debinha. En el segundo tiempo, una jugada ‘fifty percent North Carolina’ con un golpeo final de Crystal Dunn, dejaba medio sentenciado un partido que aunque las neoyorquinas trataron de remontar, no pudieron terminar derribando un sólido bloque liderado por Abby Erceg. 

‘Dictadura’, como y cuando sea: 

North Carolina Courage siempre ha destacado por ser un equipo arrollador, por ganar hasta cuando juega peor que su rival, hasta cuando no necesita los tres puntos tal y como ha ocurrido en este decimosexto choque de la Challenge Cup. Como de costumbre, Courage no ha estado más de diez minutos de juego sin generar ocasiones, lo que les ha llevado a dominar en el marcador tarde o temprano y así ha sido, un gol de Sam Mewis a la salida del córner ha puesto el 1-0 tan sólo nueve minutos después del pitido inicial. Es verdad que esta Challenge Cup no está acogiendo la mejor versión de muchos de los equipos pero North Carolina sigue mostrando una regularidad absoluta, estamos tan bien acostumbrados al buen juego de las de Paul Riley, que de cualquier diminuto error hacemos un drama. 

Un primer tiempo en el que varias ocasiones avalan el 1-0 al descanso,  como balones parados, apariciones de Dunn o las llegadas de Debinha. Un equipo que ha visto hoy dificultades para tratar de desmontar la salida de balón rival. Pero si hay algo que no falla en North Carolina son las fuerzas, un equipo que no decae así porque sí, tal y como nos ha demostrado en estos últimos años, cualquier momento de irregularidad emitido por el contrario, es exprimido al máximo por parte de las ‘whithe’.

Por si era poco, el dominio de las de Cary en el segundo tiempo fue a más a merced de un gol marca de la casa, con asistencia de Lynn Williams llegando hasta línea de fondo, y sentencia de Crystal Dunn, al palo cruzado de la guardameta, Kailen Shediran.

El resultado ‘sólo es un número’: 

Una de las frases clave del partido es la de “Parecía que le iba a caer una goleada a Sky Blue, se han salvado” y sí, parecía. El encajar un gol en el minuto siete de partido ante el equipo más temido del campeonato, no es la mejor carta de presentación, no obstante, debemos ir más allá del resultado, profundizar en el porque Sky Blue ha resistido a lo que podría haber sido la goleada del torneo.  En el segundo tiempo hemos podido ver dos caras del equipo, una de ellas más reservada y la otra más descarada, sin nada que perder, saliendo a morder en los últimos minutos y por detrás en el marcador para tratar de arañar un sólo punto del Zions Bank. 

Desde el primer minuto de partido, las neoyorquinas han sido conscientes de su inferioridad, y teniendo en cuenta el campeonato que están firmando las de Freya Coombe, costaba de creer que iban a ser sometidas a un 4-0. Que un gol tempranero no nos nuble la mente, porque por momentos, Sky Blue ha sido superior y claro dominador de la medular, sobretodo en el primer tiempo,  en el cual el esfuerzo ha sido tal que a penas quedaban fuerzas para resistir a otros cuarenta y cinco minutos de Courage que, como de costumbre, ha estado en estado de gracia y que si nada cambia, lo seguirá estando en la fase final. 

Así queda la fase final de la Challenge Cup: 

Con North Carolina Courage en la cabeza de la tabla y con Sky Blue en séptima posición, así quedan definidos los partidos de cuartos de final de la Challenge Cup: 

Cabe destacar que North Carolina es hasta el momento el conjunto con menos goles encajados a sus espaldas, tan sólo uno en cuatro partidos y frente al que será su rival en cuartos de final, Portland Thorns, aunque me atrevería a decir que todos los equipos que se han enfrentado al conjunto Cary, han dado la cara y no han bajado los brazos hasta el pitido final. 

Onumonu, el recambio ideal: 

Una de las tareas pendiente en los últimos años para Sky Blue, es la puesta en acción de una ‘nueve’ que pueda suplir la ausencia de Lloyd. A lo largo de esta Challenge Cup, la nigeriana, Ifema Onumonu, ha demostrado ser el nombre de futuro que tanto busca el conjunto de Manhattan, quizás sin efectividad, pues apenas tuvo oportunidades, pero demostrando una polivalencia impoluta, tanto para jugar de espaldas en una situación táctica mucho más calmada como para ayudar al equipo en defensa. Existen pocas delanteras tan completas como Onumonu.

Paul Riley reserva efectivos: 

Se acerca la fase final, el plato fuerte de la Challenge Cup y habiendo alcanzado un pleno de victorias incluyendo el llegar a la última jornada siendo ya primeras clasificadas, le ha dado una libertad al técnico norteamericano de las Courage, para rotar y probar con una total libertad, jugadoras nuevas en el once. Así como, la canadiense, Lindsay Agnew, Hailie Mace o Speck, a quienes se le notaron los ocho meses de parón. 

Las dos caras de Cudjoe: 

Una primer parte para enmarcar, con mucho ritmo, muy intensa, siendo fundamental en el transcurso del partido. Omnipresente. Una jugadora tan necesaria como necesitada, Jennifer Cudjoe. El equipo rinde a través de su rendimiento y ella juega para dar estabilidad a sus compañeras y brindarles a estas una mayor libertad de cara a portería rival. No todos los días te enfrentas a Densie O’Sullivan y Debinha, pero lo que podría ser un absoluto suicidio sin más detalles, ha sido algo relajado para una Jennifer Cudjoe que el habernos dejado con la boca abierta en el primer tiempo, le ha pasado factura en el segundo, cuando más allá de aportar profundidad en ataque, sus actuaciones fueron nulas en defensa, precisamente, la zona defensiva se trata de una posición en la que Sky Blue sufrió más de la cuenta, lo que podría suponer un bajón anímico y moral de cara al próximo choque.

Alineaciones iniciales: 

North Carolina Courage: Katherine Rowland, Addisyn Merrick, Abby Dahlkemper, Abby Erceg, Jaelene Daniels, Denise O’ Sullivan, Sam Mewis, Debinha, Crystal Dunn, Lynn Williams, Kristien Hamilton. 

Sky Blue: Kailen Sheridan, Sabrina Flores, Estelle Johnson, Gina Lewandoski, Imani Dorsey, Jennifer Cudjoe, Sarah Woldmoe, McCall Zerboni, Paige Monaghan, Ifeoma Onumonu, Nahomi Kawasumi.

Portland Thorns-OL Reign: Todavía sin romper el hielo

Empate a cero entre Reign y Portland, en uno de los derbis de la Cascadia más atípicos de los últimos tiempos, choque marcado por la falta de público y la baja intensidad de sus equipos. 

Portland Thorns0
OL Reign0
Resultado final.

Llegábamos al penúltimo enfrentamiento de la fase previa de la Challenge Cup, que nos ha deparado un encuentro ‘descafeinado’ en todos los sentidos, desde las numerosas bajas en ambos equipos hasta la falta de ritmo en el juego. Un resultado (0-0) que deja el de Portland y North Carolina como el primer encuentro de cuartos de final, a expensas de conocer los otros tres enfrentamientos que abrirán la fase eliminatoria. 

Nombres como el de Fishlock, Raquel Rodriguez o Bella Bixby han sido de los más destacables de un encuentro al que le ha faltado de todo, pero sobretodo jugadoras que se dispongan a romper líneas. 

Una vez más, partido que nos deja muy fríos: 

Una de las características de esta Challenge Cup está siendo la falta de ritmo en las piernas de las protagonistas, son muchos los equipos que apuestan por hacer un juego vistoso, pero si a esto le sumas; ocho meses sin jugar+jugadoras que no se atreven arriesgar su posición, el resultado es el de un partido con mucho toque, con mucho orden pero sin ninguna ocasión, así como ocurrió en el Utah-Reign de la anterior jornada. Aunque todo hay que decirlo, el segundo tiempo ha sido mucho mejor al primero, con más oportunidades para ambos equipos y también con más libertad para las jugadoras.  

Los equipos de la NWSL siempre se han caracterizado por realizar partidos de mucho ritmo, con mucha ida y vuelta, sin un medio campo… uno de esos equipos acostumbrados a depararnos juegos vibrantes es OL Reign, pero las ausencias de jugadoras como Megan Rapinoe, hacen que la intensidad sea menor y que los encuentros pierdan fuelle. 

El caso de Portland es un caso más aislado, las de Mark Parsons nos vienen mostrando partidos entretenidos, aún sin alcanzar resultados, ver jugar a Portland es símil de disfrute para el aficionado neutral, en esta ocasión las ‘blacks’ echaron en falta la presencia de su principal protagonista, Horan, por lo que fue Christine Sinclair la encargada de generar juego. Un Portland que dentro de este inmenso mar de bajas, perdió también a Tobin Heath y Ellie Carpenter antes de empezar el campeonato.  Se trata de sorprendente el cómo un partido con jugadoras de lo más dinámicas como; Raquel Rodríguez o Shirley Cruz, pueda estancarse de esta manera. 

Los problemas de OL Reign, se repiten una y otra vez:

Las dificultades para sacar el balón jugado fueron la tónica de los primeros compases de partido, en numerosas ocasiones, Reign, se mostraba incapaz de rearmarse y salir con el balón jugado, lo que daba armas a Portland para marcar las pautas del encuentro. Cabe destacar un pase erróneo de Allie Long en el minuto cuatro de partido que le ha dado una oportunidad clara a Charley, aunque esta ha terminado sin exito. Las sensaciones que transmitían las pupilas de Farid Bensetti sobre el terreno de juego eran muy similares a las transmitidas en duelos anteriores. Equipo sin ritmo, sin nadie que se atreva a romper con la monotonía y con mucha posesión, pero con una creación futbolística nula. 

Con el paso de los minutos, las ‘blue’ empezaron a mostrar mayor organización y a ‘sentar la cabeza’, aunque sin generar apenas peligro. Como de costumbre, las jugadoras se acomodan, se ‘duermen’ y son incapaces de mostrar un sólo desmarque de ruptura, un amago, algo que nos avale a pensar con un futuro gol. En fin, un equipo que lleva ocho meses sin pisar un terreno de juego, no hay más explicación. 

Una vez llegados hasta el segundo tiempo, el equipo ganó algo más de dinamismo con la entrada de Momiki, quien se ha coronado ya como la revulsiva perfecta para Farid Bensetti.

Portland crece al son del cronómetro: 

Los primeros minutos fueron muy buenos en el bando de las de Providence Park, aunque con el paso de los minutos estas terminaron bajando los brazos y contagiándose así del nefasto nivel táctico que estaba mostrando sus rivales. 

La entrada de nombres como, Tyler Lussi, Autumn Smithers o Gabby Seiler dieron un aire diferente a Portland, un plus de intensidad y frescura, para terminar firmando así unos últimos minutos bastante mejores a los vistos durante el resto de partido. Personalmente me voy muy sorprendido tras ver lo bien que ha respondido el equipo a la baja de una jugadora del calibre de Horan, muy pocos conjuntos pueden presumir de seguir funcionando al mismo nivel con y sin su estrella. Si me tengo que quedar con un nombre de Portland, me quedo con la costarricense Raquel Rodríguez. 

Portland vive en una crisis matemática:

Este empate deja a las de Seattle con cinco puntos en su casillero y a las de Parsons con no más de tres unidades, aún habiendo firmado una fase previa bastante buena, creo que Portland ha merecido mucho más. Un Portland al que le tocará enfrentarse ante el vigente campeón en cuartos de final, North Carolina Courage. Hasta el momento las ‘black’ no han sumado una sóla victoria, lo que les deparará a enfrentarse ante el ‘coco’ de la Challenge Cup. Cuando finalice el último duelo de la fase previa (Carolina-Sky Blue), conoceremos por una vez por todas, los enfrentamientos al completo de cuartos de final. Hasta el momento nos conformamos con el Portland-Carolina. 

Tarde de debuts en els Zions Bank: 

En un partido con pocos nombres a subrayar, el debut de Jessica Fishlock es uno de los detonantes del encuentro, la número diez volvía al verde tras varias semanas arrastrando problemas físicos y aunque no pudo disputar ni siquiera media hora de juego, nos dejó detalles de calidad que siguen intactos ocho meses más tarde. Tengo la esperanza de que con las actuaciones de Fishlock y Adrienne Jordan, Reign empiece a cambiar de cara. 

Tras quedarse sin minutos en duelos anteriores, debido a ciertas molestias físicas, la estrella mexicana volvía al once de OL Reign, Sofia Huerta, volvía a ser la cara y ojos del carril de Reign, aunque muy lejos de su nivel. Prácticamente desaparecida, eclipsada por las incorporaciones de Celia Jiménez y Steph Cox en las bandas, Huerta es una de esas jugadoras a las que se les ha notado el parón de ocho meses, al igual que gran parte del conjunto de Seattle, Sofía me ha dejado muy frío. 

La estrella de Portland se queda en el banquillo:

Saltaba la sorpresa en el once de Portland, su jugadora estrella, Lindsey Horan se quedaba sin jugar, el club no ha emitido ningún parte de lesiones, por lo que se supone que la ausencia ha sido por decisión técnica. Perder a tu jugadora más productiva nunca es plato de buen gusto y mucho más si la ausencia se da en un partido de dicho calibre, frente a tu eterno rival y peleando por salir de una última plaza que supondría prácticamente la eliminación de la Challenge Cup.  

Alineaciones iniciales: 

Portland Thorns: Bella Bixby, Christen Westphal, Katherine Reynolds, Kelli Hubly, Meghan Klingenberg, Celeste Boureille, Angela Salem, Raquel Rodriguez, Morgan Weaver, Christine Sinclair, Simone Charley.

OL Reign: Michelle Betos, Amber Brooks, Celia Jiménez, Lauren Barnes, Steph Cox, Rebecca Quinn, Dani Weatherholt, Allie Long, Bethany Balcer, Jodie Taylor

Utah Royals-Chicago Red Stars: Los primeros trozos de dinamita en Chicago

Victoria primeriza para Chicago Red Stars en el último partido de su calendario antes de la fase final, duelo que les enfrentaba a Utah Royals y que nos ha dejado detalles de mucha calidad, así como una clasificación de lo más comprimida. 
Sigue leyendo «Utah Royals-Chicago Red Stars: Los primeros trozos de dinamita en Chicago»

Houston Dash-OL Reign: Aprieta y ahoga

La victoria de Houston Dash por 2-0 sobre OL Reign, cierra la segunda jornada de la Challenge Cup y aprieta aún más la tabla de clasificaciones. Un partido en el que las de Houston se mostraron claras dominadoras sobre el verde. 

Houston Dash2
Kristie Mewis 12’/ Shea Groom 54′
OL Reign 0

Partido de muy pocas revoluciones en el Zions Bank, con Houston Dash marcando los ‘tempos’ desde el primer minuto de partido y con un OL Reign que sigue buscando su estabilidad táctica, aún dejando nombres como el de Celia Jiménez en el banquillo, un equipo que no convence en esta Challenge Cup. Todo lo contrario ocurre en un Houston que se ha coronado como el equipo revelación del campeonato, gracias a las actuaciones de; Shea Groom, Kristie Mewis, Rachel Daly… 

Más allá de la muy buena presión por parte de Houston Dash, el primer tiempo deja mucho que desear, una vez más algunas jugadoras estuvieron faltas de ritmo en esta Challenge Cup, en la que cada vez las excusas valen menos. Las Dash han encadenaron un total de tres tiros a puerta en el primer tiempo, dos de ellos provienen del nerviosismo de su rival. En esta ocurrencia el tanto llegaría en el minuto doce de partido, gracias a un brutal disparo de Kristie Mewis.

El segundo tiempo estuvo algo más agitado que el primero, al menos por parte de OL Reign que nos dejó ver alguna que otra ocasión de gol, pero sin mucha efectividad. Las oportunidades aumentaron en ambas áreas, con seis tiros a puerta por parte de Houston Dash y ninguno por parte de las de Seattle que hoy no tuvieron su mejor día y que teniendo en mente esta derrota y el empate de la jornada anterior, se podrían meter en problemas de no cambiar la dinámica en lo que resta de fase previa. En el segundo tiempo, las de Pauw no tardaron mucho en abrir la lata y dejaron el encuentro medio sentenciado en el minuto 54’, a merced un potente cabezazo de Shea Groom. 

Clasificación Challenge Cup:

Equipo:Pts.
North Carolina Courage6
Utah Royals4
Houston Dash4
Washington Spirit3
Sky Blue1
OL Reign1
Chicago Red Stars1
Portland Thorns1
Houston Dash aprieta y ahoga:

La intensidad con la que viven las jugadoras del conjunto ‘orange’ cada partido es de auténtica locura, no dejan nada al azar, han vuelto de lo más enchufadas en esta Challenge Cup y no parecen estar dispuestas a regalar nada a nadie. Y si encima nos delitan con detalles como el de hoy, se antoja como necesario el analizar un poco más a fondo la jugada en la que Dash abre el marcador, esta trata de una posesión larga por parte de OL Reign, mientras las de Seattle juegan y juegan, el conjunto defensor en este caso, Houston Dash, adelanta con descaro la línea defensiva, hasta plantarse con 10 jugadoras en campo contrario, cuando Casey Murphy se quiere dar cuenta, tiene que despejar el balón de sus dominios, pero ya es tarde. Ally Prysock recupera el balón el eje de campo, filtra un pase para la línea de ataque, con lo que recibe una talentosa Shea Groom que taconea con mucha calidad y Kristie Mewis se encarga de inaugurar la ventaja en el electrónico gracias a un tremendo ‘chut’  imparable para Murphy. Cerca de sufrir otro susto estuvieron las de Seattle al tras el  descanso. 

Resumen del partido

Tampoco podemos quitarle el ojo de encima a la buena organización que muestran las de Texas cuando se plantan en el área rival, un equipo que principalmente llega por contraataques, pero que aún así cuenta con una gran sintonía entre sí. A destacar el trabajo de Visalli y Stengel, esta última protagonizando un muy buen juego de espaldas, aunque no muy acorde con el estilo de juego de su equipo. 

OL Reign, incapaces: 

Como ya comentamos anteriormente, los primeros 45 minutos de juego estuvieron marcados por la exhaustiva y tan correcta presión de Houston, aunque todo hay que decirlo, Reign tampoco hizo gran cosa con tal de paliar dicha presión. Un Reign al que le han faltado recursos para romper con el esquema rival, el conjunto de Farid Bensetti ha carecido de una organización táctica como para llevarse los tres puntos. Severa descoordinación en el centro del campo, con una Allie Long que no se asemeja lo más mínimo a su versión natural y con una Shirley Cruz que ha participado muy poquito, casi nada, a pesar de ser una pieza clave para las suyas. 

Además, el conjunto del oeste de Estados Unidos, no puso a prueba ni una sola vez a Jane Campbell, es decir, no realizó un solo ‘chut’ a portería en los más de noventa minutos. Noventa y seis para ser exactos. Día para olvidar para OL Reign y su hinchada. 

Vlatko Andonovski presente en Utah: 

Vlatko Andonovski, técnico de la selección estadounidense, ingresó hace escasos meses a el banquillo del combinado nacional norteamericano, el técnico ‘yanki’ todavía no se había dejado ver por las inmediaciones del Zions Bank. Pero el duelo que ponía el candado a la segunda jornada de Challenge Cup, fue el encargado de traernos a Vlatko hasta las gradas de Utah. Con un rostro serio pero tranquilo, Vlatko no dejó de anotar en su particular libreta. 

Shea Groom, ¿ha vuelto mejor que estaba?

Muy pocas jugadoras han mejorado su nivel tras estos ocho meses de parón, es más, muchas jugadoras han rebajado su nivel tras estos ocho meses de parón, a excepción de algunos nombres por parte de Portland Thorns, North Carolina Courage y como no, Houston Dash, las jugadoras del resto de conjuntos han reducido o por lo menos han mantenido su versión habitual. Dentro de esta Challenge Cup, Shea Groom parece tratarse de un ‘bicho raro’, pues la centrocampista norteamericana ha vuelto incluso mejor que la última vez, algo realmente difícil si tenemos en cuenta que al igual que el resto de compañeras, ha estado más de 200 días sin entrar en ritmo de competición. Para más excelencia si cabe, Shea se mostró impecable en las acciones defensivas. Groom fue sustituida en el minuto 80’, para dar entrada a Darian Jenkins. 

La de Missouri no ha sido la única sorpresa en el cuadro de Vera Paw, Kristine Mewis o Rachel Daly, son otros dos nombre a los que no se les ha olvidado esto del ‘soccer’, fruto de ello su clasificación en Challenge Cup, terceras en la tabla y con la etiqueta de ‘equipo revelación’. 

Celia Jiménez habla en el campo: 

Tras perderse el duelo ante Sky Blue por decisión técnica, la española Celia Jiménez debutó  en la Challenge Cup ante Houston Dash, su entrada al campo se produjo en el 75’, aunque no sirvió de mucho, la jiennense demostró merecer de más oportunidades con las que cuenta a día de hoy. Celia supo dar esa estabilidad que tanto reclamaba el equipo en el eje del esquema. 

Hora de debutar para Visalli: 

En esta ocasión era Brianna Visalli quien saltaba al campo como debutante, no le fue nada mal a la británica en su primer partido, llegó a completar los noventa minutos, ayudó en ataque, incluso en defensa. La  ex jugadora del Birmingham participó en los dos goles del encuentro y junto a Stengel en la banda opuesta, ambas se convirtieron en dos auténticos puñales en los carriles. 

Alineaciones iniciales: 

OL Reign: Casey Murphy, Kristen McNabb, Laurence Barnes, Amber Brooks, Taylor Smith, Allie Long, Lauren Barnes, Amber Brooks, Darian Jenkins, Bethany Balcer y Nicole Momiki.

Houston Dash: Jane Campbell, Chapman, Kate Naughton, Meghan Oyster, Ally Prisock, Kristine Meris, Shea Groom, Schmidt, Katie Stengel, Rachel Daly, Visalli.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: